Hombro congelado en fibromialgia

hombro congelado en fibromialgia
El hombro congelado es una condición dolorosa que también padecen los pacientes con fibromialgia. Esta condición puede producir dolor en su hombro incluso en su posición de reposo. El hombro congelado en la fibromialgia es tan debilitante como la fibromialgia en sí.

¿Qué es el hombro congelado en la fibromialgia?

El hombro congelado es una inflamación en el cartílago del hombro y la cápsula articular. Esta condición conduce a un dolor constante en los hombros. Desafortunadamente, el dolor continuará persistiendo incluso si no usa los hombros o los brazos para realizar ninguna acción. Al igual que la fibromialgia, los hombros congelados producirán un dolor que puede durar desde unos meses hasta varios años. Cuando el dolor ataca, impide al paciente realizar cualquier tipo de actividad.

La inmovilidad completa es rara en pacientes con hombro congelado. Sin embargo, el paciente tendrá movilidad limitada. El hombro congelado en la fibromialgia puede ser provocado por un derrame cerebral, un brazo roto, una recuperación quirúrgica, etc. Todas estas cosas pueden llevar a la inmovilidad de una persona. Esto también puede limitar su capacidad para realizar sus tareas diarias.

¿Cómo tratar el hombro congelado en la fibromialgia?

Uno de los tratamientos más comunes para el hombro congelado son los medicamentos como Advil y Aspirina. Ayudan a minimizar el dolor que uno siente como resultado del hombro congelado. Además, el médico también puede recetar medicamentos antiinflamatorios y analgésicos.

Otro método de tratamiento es la fisioterapia. Este tratamiento se enfocará en estiramientos especialmente en la zona de los hombros. Esto puede ayudar a mejorar la circulación sanguínea en el cuerpo y recuperar la movilidad. En caso de que los síntomas aumenten, su terapeuta puede administrarle inyecciones de esteroides. Esto puede disminuir significativamente el dolor y restaurar la movilidad de la persona. A veces, al paciente se le recetará un anestésico. Esto es para detener el dolor mientras el terapeuta trabaja para aflojar los tejidos del hombro.

También puede ser necesaria una cirugía para el hombro congelado. La cirugía implica el uso de un pequeño instrumento similar a un tubo para insertarlo en una incisión realizada en la articulación. Si todo lo demás falla, la cirugía es la última opción que tiene el paciente.

Advertisement
⬇⬇Suscríbete al canal de Youtube⬇⬇ ➡



Para aquellos que no entienden la fibromialgia

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *